¿Qué es el Observatorio?

El Observatorio Municipal de Igualdad de Género es un instrumento impulsado desde la Concejalía de Igualdad, Desarrollo Económico y Turismo del Ayuntamiento de Santiago de Compostela. Se inserta en el marco de la estrategia del mainstreaming de género, que consiste en revisar todas las políticas públicas con la intención de eliminar el sesgo de género y, así, contribuir a la igualdad entre mujeres y hombres.

¿Para qué sirve el Observatorio?

El Observatorio tiene un doble propósito: por una parte, visibilizar y analizar las brechas de género que atraviesan las diferentes esferas de nuestras vidas; y por otra, crear y diseñar herramientas que permitan transversalizar el enfoque de género en las políticas municipales. Su puesta en práctica muestra el carácter multidimensional de la desigualdad de género, pues evidencia que es una problemática estructural que abarca diferentes dimensiones.

¿Cómo funciona el Observatorio?

El Observatorio trabaja sobre tres grandes líneas de acción:

1. Investigación:

  • Recopilar la información existente sobre las condiciones de vida de las mujeres y hombres en la ciudad y en diferentes ámbitos: violencias machistas, en el acceso y uso de recursos económicos, en el acceso al poder político y económico, en el acceso a la educación, formación y conocimiento, en el uso de los tiempos, en el bienestar, en la cultura, en la participación social y política, en el espacio público y en el deporte.
  • Facilitar la evaluación y la medición del impacto de género de las políticas públicas municipales a través del diseño de herramientas específicas.
  • Trazar líneas de investigación y proponer acciones para la transformación social.

2. Coordinación y participación:

  • Crear mesas técnicas de trabajo para monitorear y hacer un seguimiento de las políticas municipales desde una perspectiva de género.

Fomentar la participación y la implicación de la sociedad civil en la visibilización de las brechas de género que se reproducen en la vida diaria de la ciudad. email TM

3. Formación:

  • Ofrecer instrumentos y herramientas formativas que faciliten la incorporación de dinámicas de trabajo basadas en la igualdad de género.

¿Cómo se ha diseñado el Observatorio?

El Observatorio tiene como punto de partida el «Estudio del Diseño del Observatorio de Igualdad de Género». Esta investigación se llevó a cabo en dos fases de estudio: en primer lugar, se elaboró un repaso teórico de los observatorios de referencia a nivel estatal e internacional en el marco de la estrategia del mainstreaming de género. En segundo lugar, se realizó un estudio aplicando metodologías participativas, teniendo en cuenta la opinión del personal técnico de la administración municipal, los agentes sociales y el sector feminista de la ciudad. 

En las pestañas de la derecha presentamos la información disponible para visibilizar las brechas de género existentes a nivel municipal. Los datos numéricos (o cuantitativos) que se muestran van acompañados de las opiniones y percepciones de las personas que formaron parte de este proceso. Existen apartados para los que no se cuenta con información en la actualidad; a pesar de eso, exponemos las prioridades y las líneas de trabajo para el futuro. Los resultados de esta investigación fijaron como punto de arranque los diferentes ámbitos en los que se reproducen las desigualdades de género: violencias machistas; acceso y uso de recursos económicos; acceso al poder político y económico; acceso a la educación; formación y conocimiento; uso de los tiempos; el bienestar; la cultura; la participación social y política; el espacio público; y el deporte.

Las personas que formaron parte del proceso de esta investigación posicionaron la necesidad de que en el futuro se trabaje desde un enfoque interseccional en cada uno de estos ámbitos, es decir, teniendo en cuenta las discriminaciones múltiples a las que se enfrentan las mujeres

Herramientas

Las estadísticas de género son una herramienta imprescindible para dar visibilidad a las distintas manifestaciones de la desigualdad de género. Mediante el análisis estadístico, los números se transforman en una herramienta que permite evidenciar ciertos fenómenos sociales. En el caso del análisis de género, estos números hacen visible la desigualdad entre hombres y mujeres en distintos ámbitos de la vida. Los datos estadísticos sobre las formas en que las desigualdades se manifiestan en nuestras sociedades son imprescindibles si se quieren elaborar políticas que busquen la igualdad de género y que sean efectivas y sostenibles en el tiempo.

 

Un indicador puede ser una medida, un número, un hecho, una opinión o una percepción que señala una situación específica y sus cambios en el tiempo. Los indicadores de igualdad de género se construyen a partir del reconocimiento de los desequilibrios y brechas entre la situación de las mujeres y de los hombres en todos los ámbitos de la vida.

Sirven para señalar los cambios sociales en términos de relaciones de género a lo largo del tiempo. Su utilidad se centra en la capacidad de identificar los cambios en el estatus y en el rol de las mujeres y de los hombres a lo largo del tiempo. De este modo, permiten saber si la igualdad de género está siendo alcanzada a través de las acciones planificadas.